Historia de las tapas

Las pequeñas cantidades de comida que se sirven en los bares para acompañar a la bebida se conocen popularmente como tapas. El uso de la palabra tapa como sinónimo de un aperitivo tiene un origen dudoso.

Una de las versiones cuenta que el Rey Alfonso X “El Sabio” ordeno a los meseros castellanos que nunca se sirviese vino sin acompañarlo con algo de comida. Esto se debía a que evitaba que el vino subiese rápidamente a la cabeza. No en vano lo denominaban sabio.

Es por eso que cada vez que había un festejo, la tapa se colocaba sobre la boca de la jarra o vaso, por lo que “tapaba” el recipiente. Es de acá que viene el origen de la palabra. Por otro lado la tapa también cumplía la función de evitar que algún insecto ingresase en el preciado líquido.

Otra de las versiones dice que el origen de las tapas surge de una visita oficial que realizo el Rey Alfonso XIII a la provincia de Cadiz. Cuando el rey estaba pasando por el Ventorrillo del Chato, pidió una copa de Jerez y el camarero para que no se llenara de arena de la playa, colocó una rodaja de jamón. Esto llamo la atención del rey quien se enamoró de la idea y lo transformó en una costumbre.

bar-de-tapas-en-poblesec

En la actualidad las tapas se han diversificado y convertido en una tendencia, sobre todo en España. Ir de tapas es sinónimo de buenos momentos con amigos!

tapas españa

Hay tapas para todos los gustos sin lugar a dudas. Las creaciones se mueven entre las tapas tradicionales (jamón ibérico/serrano, papas bravas, pulpo a la gallega, albóndigas, croquetas, quesos, patatas alioli, rabas, gambas al ajillo) hasta otras pensadas  a partir de un concepto más moderno como lo son la tapa compuesta por yema de huevo, foie y trufa, la tortilla española descompuesta o el picadillo de chorizo.

También leyeron...



Deja un comentario

avatar

wpDiscuz