Has probado la Kañiwa?

Recientemente, he tenido la oportunidad de probar la kañiwa, y me sorprendió al igual que cuando probé la quinoa por primera vez.

La kañiwa es un pariente muy cercano de la quinoa, e igual que este último, crece principalmente en Perú y Bolivia.

Estos pseudocereales son una excelente fuente de proteínas y aminoácidos, poseen excepcionalmente altos contenido de hierro, y son libre de gluten.

La kañiwa es de un color marrón rojizo oscuro y es aproximadamente la mitad del tamaño de un pequeño grano de quinoa, se cocina en un tiempo muy parecido a la quinoa.

Una diferencia importante entre los dos es que la kañiwa no tiene saponinas, el revestimiento con gusto a jabón que posee la quinoa, que la deja con un sabor ligeramente amargo sabor si no se enjuaga correctamente.

kañiwa semilla

La quinoa, al llegar al consumidor final, ya se ha enjuagado de gran parte de su saponina, que de otro modo sería muy difícil de comer (este procedimiento se realiza con una solución alcalina fuerte). Pero siempre es recomendable que la quinoa se enjuague muy bien antes de prepararla para eliminar cualquier restos.

Esta falta de sopanina en la kañiwa es una buena noticia ya que no en todos los hogares hay coladores los suficientemente fino para colar la kañiwa.

Así que la Kañiwa es realmente mucho más fácil de procesar debido a la ausencia de saponinas.

Como cocinar la Kañiwa

Para cocinar la kañiwa, colocamos las semillas en una cacerola luego de haberla lavado para retirarles alguna suciedad que pueda traer, y se cubre con 2 partes de agua (también puede ser caldo si queremos darle un sabor extra). Se lleva a hervor y se deja cocinar a fuego medio por 15 a 20 minutos, debe absorber todo el líquido al igual que cuando cocinamos arroz.

Kaniwa en ensalada

Luego de cocinada la kañiwa se puede comer tanto caliente como fría. En caliente lo podemos utilizar para reemplazar el arroz en cualquier preparación, o puedes añadirla en seco a los batidos, guisos e incluso sopas, y fría la podemos utilizar en ensaladas, como rebozador de pescados, carnes, pollos, etc. También, esta semilla también puede ser utilizada en forma de harina y preparada en panes, pasteles y chocolate caliente.

Inclusive la podemos comer en el desayuno junto al cereal con leche y algo de miel.

Beneficios de la Kañiwa

La Kañiwa es en realidad una semilla, aunque nutricionalmente está categorizada como un grano entero.

Nutricionalmente, el perfil de la kañiwa es notablemente similar a la de quinoa. Es una buena fuente de proteína, proporcionando hasta un 20% de la cantidad diaria recomendada y es una buena fuente de una amplia gama de vitaminas y minerales. A su vez está cargada con fibras dietéticas, antioxidantes y fitoquímicos.

Una de las ventajas que tiene sobre la quinoa, es que posee una mayor cantidad de hierro.
En pocas palabras: la Kañiwa y la quinoa se pueden utilizar de forma intercambiables o combinadas, y se cocinan en la misma proporción a líquidos (2 partes de líquido por 1 parte de kañiwa; cocinada en 15 minutos, al igual que la quinoa).

Si has probado la Kañiwa o la Quinoa, por favor coméntanos si te ha gustado o no y en que preparación las incluiste.

 

 

 

 

También leyeron...



Deja un comentario

avatar

wpDiscuz